Algunas personas ven las palabras Oferta Inicial de Monedas (ICO) y Pre-ICO durante el lanzamiento de nuevos proyectos de criptomonedas y piensan que se trata del mismo evento. Sin embargo, no lo son y es muy fácil distinguir entre las dos. Los Pre-ICO son la venta de tokens antes de la principal campaña de crowdfunding que en realidad es la ICO. Sin embargo ¿por qué las empresas emiten una preventa antes de la venta principal?

Se trata de una nueva práctica que las empresas realizan con el fin de recaudar fondos para el principal evento de financiación colectiva (crowdfunding). Es como la ronda de los Ángeles de las Empresas en los que la compañía permite a personas selectas adquirir participaciones en el proyecto antes del IPO oficial. La meta para los proyectos es conseguir inversores informales que brinden financiamiento de capital inicial para proveer para los costos operativos y otros. Algunas personas se preguntan ¿qué es una ICO?

Una ICO, en pocas palabras, es la campaña inicial de venta colectiva de criptomonedas antes de salir al aire. Se trata del mismo concepto que una Oferta Pública Inicial que las empresas realizan una vez que desean ser transadas públicamente. Usualmente las empresas de criptomonedas lanzan un ICO para recaudar fondos para el desarrollo de un proyecto mediante la venta anticipada de Tokens, consiguiendo inversores masivos para crear una comunidad. Usualmente existe una cantidad fija de capital necesario para el proyecto y el mismo se denomina un “tope duro”. Si deseas leer más sobre los ICOs, entonces puedes leer nuestra a href=”/?page_id=82841″>guía integral sobre los ICOs.

 

Venta de los Pre-ICO

Una preventa de Ofertas Iniciales de Monedas es también conocida como Pre-ICO y se trata del evento de venta de Tokens antes del ICO. De la misma manera que con una ICO, la misma está diseñada para recaudar fondos para toda la campaña del ICO y el producto. Usualmente las ICOs y la preventa tienen un objetivo de recaudación de fondos, pero los Pre-ICOs usualmente tienen objetivos menores en comparación a las ICOs. También las Pre-ICOs usualmente suceden uno o dos meses antes de la Oferta Inicial de Monedas; sin embargo, algunas veces pueden ser fijadas para empezar solo una o dos semanas antes.

Los Pre-ICOs son usualmente una forma para evaluar si la base de usuarios invertirá o no. La misma mide el revuelo inicial, pero el capital inicial recaudado no está incluido en el capital total recaudado. Esto puede causar confusión con relación a cuánto dinero es recaudado y cuántas Tokens están en circulación. Estos eventos tienen una cantidad mínima y máxima de capital recaudado. Los eventos de Pre-ICOs son usualmente más cortos que los ICOs. Algunos de estos pueden ser detenidos anticipadamente si el tope duro necesario es alcanzado con anterioridad.

Los Tokens son usualmente vendidos a menores precios en el Pre-ICO con bonos y teniendo un contrato inteligente separado. Todo esto es revelado por el mismo proyecto para evitar una mezcla de los fondos del Pre-ICO y la ICO principal. Esto permite una contabilidad y auditoría apropiadas y fáciles. Algunos productos ejecutan estas preventas como forma para recaudar capital para contabilizar los gastos cuando se está por lanzar la ICO principal y el mismo Token.

 

Gastos de marketing para criptomonedas

Estos gastos incluyen publicidad y promociones pagadas, reclutamientos estratégicos y costos de reunión para aumentar el interés de los inversores. Algunas empresas inician una preventa privada. Esto usualmente es revelado y ofrecido a capitalistas de riesgo e inversores informales. Esta forma permite que se recauden grandes cantidades de dinero, el mismo que es usado para financiar la campaña del Pre-ICO. Estos proyectos se reservan un porcentaje de tokens para inversores privados de la primera ronda. La mayoría del tiempo los inversores informales en el Pre-ICO se constituyen en un pequeño porcentaje del tope duro sugerido, pero los mismos proporcionan los fondos operativos necesarios para que el proyecto avance como se planeó.

El capital recaudado es utilizado para gastos de infraestructura y campañas de marketing. No todos pueden participar en estos eventos ya que los diversos Pre-ICOs tienen requisitos diferentes. La mayoría de los Pre-ICOs requieren que uno forme parte de un grupo más grande de inversores y no aceptarán inversiones informales de una persona simple. La excepción resulta cuando estos individuos desean realizar inversiones grandes.

Obviamente, ICOs diferente tienen normas diferentes y no todos requieren que uno forme parte de un grupo de inversores. La mayoría del tiempo la única moneda viable para las inversiones es Ethereum. La razón de esto es que más del 90% de todos los ICOs están basados en Ethereum. Esto no significa que solo se acepta Ethereum, uno también puede invertir con Bitcoin y las monedas fiduciarias tradicionales.

 

Ventajas y desventajas de invertir en un Pre-ICO

Un Pre-ICO puede ser una oportunidad de inversión increíble para lograr ganancias rápidas o para una creencia en el proyecto a largo plazo. Los mismos distribuyen capital fácilmente y aseguran el camino a futuro del proyecto mediante la creación de un grupo de seguidores y encontrando inversores. Los inversionistas que participan en los Pre-ICOs usualmente obtienen monedas más baratas, algo que impulsa su porcentaje de ganancias. Los adoptadores tempranos pueden obtener los precios más bajos posibles.

Ellos también obtienen un bono porcentual sobre lo que ya compraron. El porcentaje de Tokens del bono puede subir hasta un 50%, algo bastante sustancioso. Algunos proyectos emergentes de criptomonedas tienen beneficios, servicios y mercancías adicionales para aquellos que respalden con su apoyo. Sin embargo, también existen riesgos. Los inversores arriesgan perder su dinero o lograr que sus inversiones no generen ganancias. En otras palabras, se trata de alto riesgo para una alta recompensa.

Un fenómeno malo de las preventas de ICOs es que los primeros inversores tienden a vender todos sus Tokens tan pronto cuando los mismos empiezan a ser transados en las bolsas de intercambio. Aquellos que las compraron a precios bajos durante la Pre-ICO usualmente venden sus Tokens al precio del ICO con ganancias. Si eres una de esas personas, puedes generar ganancias rápidas, pero el Token por sí mismo recibirá graves golpes y paralizaciones. Un efecto dominó puede ser causado en el que el precio pueda continuar cayendo. Obviamente las cosas pueden resultar diferentes y el precio podría subir drásticamente. Aquellos que invirtieron durante la primera ronda, o ronda “Ángel”, que lograron obtener las monedas a los precios más bajos, pueden volverse ricos rápidamente. Nada está garantizado y los inversores futuros siempre deben tener cuidado de las estafas, las grandes promesas y de los proyectos sin futuro.

Share This