Rate this post

 

“Bitcoin no tienen beneficios», comentó el Director Ejecutivo de Credit Suisse recientemente. Es muy probable que muchos de los Directores de empresas de reciente creación (start-ups) estarían en desacuerdo con la declaración de Tijade Thiam, ya que Bitcoin fue realmente el centro de innumerables campañas de financiamiento exitosas durante el pasado año. Con más precisión, en los pasados dos años varias start-ups recaudaron no solo decenas de miles de Bitcoins, pero también toneladas de Ether, la segunda criptomoneda más conocida en el espacio. Alrededor de estos gigantes evolucionó un ecosistema de auto financiamiento, que hoy en día es usualmente denominado como la «economía de los Tokens».

El término determinante que representa este nuevo tipo de economía es la Oferta Inicial de Monedas (Initial Coin Offering, ICO). Hasta el momento 2.3 mil millones de dólares fueron recolectados por empresas de reciente creación alrededor del mundo a un ritmo sorprendente. Las formas convencionales para recaudar fondos, tales como el capital de riesgo, vienen muy por detrás. De los seis ICOs más grandes, que conjuntamente recaudaron casi mil millones de dólares, cuatro fueron realizados en Suiza.

Blockchain hace esto posible

La razón por la que este nuevo tipo de captación de fondos financieros realmente despegó este año puede ser encontrada en la nueva tecnología Blockchain (Cadena de Bloques). Las compañías, que desean lanzar una ICO, deben emitir Tokens (fichas) para este propósito. Las mismas pueden ser descritas como criptomonedas y están en su mayoría sujetas a normas contractuales programadas, también conocidas como contratos inteligentes. Los inversores, que están convencidos de la oferta e idea de una compañía y por eso desean participar en una ICO, deben enviar sus Bitcoins o Ethereums a un contrato inteligente. Este contrato inteligente entregará automáticamente los Tokens respectivos a las billeteras establecidas por los inversores que enviaron sus criptomonedas.

Ahora que el año terminó, mirando en retrospectiva lo que sucedió en esta locura de las ICO, no resulta sorprendente que muchas personas, sin realizar la diligencia debida apropiada, literalmente lanzaron sus ganancias en Bitcoins y Ethereums a todas estas start-ups que estaban ejecutando ICOs. De acuerdo a un estudio de Mangrove Capital, el rendimiento promedio de todas las ICO, incluyendo las que no tuvieron éxito, no fue menos de 1300 por ciento en 2017. Obviamente, solo unas cuantas personas eligieron los proyectos correctos, y otras se volvieron muy ricas.

El concepto de la Oferta Inicial de Monedas se basa en el concepto de la Oferta Pública Inicial (Initial Public Offering, IPO); la última es ejecutada por una empresa cuando desea lanzarse al público. Parecería algo intuitivo considerar a la ICO como la contraparte digital de la clásica IPO. Sin embargo, esto no es necesariamente correcto. La persona que compre Tokens por medio de una ICO no adquiere acciones de una empresa. También, una acción de una IPO otorga dividendos y derechos de votación en contraste a un Token. En principio, ambos pueden ser posibles para un Token; pero en la práctica esto casi nunca es el caso. La mayoría de los Tokens tienen un propósito meramente utilitario. Una excepción es un ejemplo Suizo: Modum, una empresa fundada en 2016, que fabrica sensores combinados con el Blockchain para medir temperaturas en el suministro de medicinas y potencialmente otros campos.

Los rebeldes globalizándose

El hecho de que estas nuevas formas de empresas de financiamiento han experimentado un ascenso tan meteórico puede deberse a las siguientes razones: Con una ICO, uno puede llegar a partes interesadas por todo el mundo; no existe otra forma para recaudar fondos tan rápidamente, recaudar sumas como las captadas mediante las ICO a través de los mercados de capitales tradicionales es casi imposible; los requisitos y las regulaciones legales hacen que la captación de fondos a través de valores accionarios privados sea una tarea que requiera mucho tiempo. Adicionalmente, los capitalistas de riesgo son muy selectivos e invierten únicamente donde se haya elaborado un meticuloso y prometedor plan de hitos. Es por esto que las ICO no reguladas, hasta el momento, son una alternativa que te da una cálida bienvenida para evitar los inflados costos por transacciones y la recaudación de fondos sin mayores compromisos. Cada vez más reguladores y abogados privados están observando este nuevo campo de financiamiento con el objetivo de promulgar nuevas leyes y regulaciones con el fin de traer algo de profesionalización, como ellos dicen, al espacio de las ICO. Esto resulta un poco irónico, ya que las ICO surgieron porque los reguladores y los abogados regularon de gran manera los mercados de capitales existentes. Ellos pasan por alto que la ventaja de una ICO es precisamente el hecho que el financiamiento a través de una ICO puede ser realizado sin los costos absurdos que son incurridos a través de los bancos, abogados, autoridades y notarios.

Nada es perfecto, ni siquiera las ICO

A pesar que varias empresas de reciente creación ejecutan una ICO porque de alguna manera buscan actuar sin tener que cumplir con normas e instrucciones innecesarias, no todos ven a las ICO como un pase libre. Modum, que fue mencionada anteriormente, invirtió mucho tiempo en la implementación de su ICO para cumplir con las normas actuales. De acuerdo a los fundadores de Modum, la ley es fundamentalmente neutral con relación a lo tecnológico, por esto se aplica a las ICO.

En todo caso, las ICO son todavía celebradas por muchos como un acto revolucionario de liberación personal. Nunca antes un joven de 16 años podía invertir poco de su propio dinero en una empresa que posiblemente pueda tener mucho éxito. Sin embargo, como es siempre el caso con las revoluciones, existen exageraciones, y algunas de estas personas involucradas están empujando algo muy prometer a excesos. Por esto razón, usualmente son los entusiastas más longevos dentro del mundo de las criptodivisas que se pronuncian en contra de la mayoría de las ICO, porque piensan que las mismas son basura o incluso algún tipo de estafa. La reputación de buenos proyectos de ICO debe entonces ser mantenido por medio de la auto regulación, por lo menos eso es lo que buscan. Es por esto que Crypto Valley en Zug desea elaborar un «Código de Conducta». Porque una cosa está clara: no es probable que las ICO desaparezcan por sí mismas.

 

Fuente de imágenes: creadas personalmente

xxxnxx
aflamsex
xnxxx
iporn xxx
arab xxnx

Share This